La marcha por el Desfiladero de la Hermida se convierte en una reivindicación de la dignidad y el futuro de Liébana

He pasado innumerables veces por esta carretera para ir a los Picos de Europa, el Desfiladero de la Hermida te hace pequeño ante su grandeza, nunca te deja indiferente y para mi es un lugar muy especial, un sitio mágico.

Si bien he pasado desde hace muchos años por aquí, lo que he podido observar es que las mejoras que se han hecho durante años son totalmente insuficientes, son parches y no soluciones reales. Es una carretera que guarda muchos peligros, como pueden ser los desprendimientos de rocas y luego los peligros visibles de una carretera con una anchura menor de 6 metros y sin arcenes, hacen de la N-621 un sitio peligroso por donde circulan una media de 2500 coches al día.

Siempre que paso y doy las 174 curvas que tiene pienso en que en una de esas curvas no aparezca ni un camión ni un autobús por que si no el accidente esta casi asegurado.

También recuerdo que una de las mayas de seguridad estaba repleta de piedras con una dimensión considerable y pasabas de mes en mes y cada vez había mas y mas y nunca las retiraban, hasta que un día lógicamente cedió la maya y las piedras cayeron a la carretera, había que pasar deprisa por aquel tramo por que realmente si caen y estas debajo no lo cuentas.

El valle de Liébana se ha unido para protestar por el abandono que sufren por parte de las administraciones  ya que se aprobaron las partidas presupuestarias para arreglar la Nacional 621 y quedan pendientes de ejecutar 67,11 millones.

Llovía, era día de puente y parte de la marcha se ha hecho a pie por la carretera. No ha importado: cientos de lebaniegos así como representantes de partidos y organizaciones han exigido este viernes una carretera “digna y segura”, “acorde con las necesidad del siglo XXI” para el Desfiladero de la Hermida, en una protesta que se ha convertido en una apelación a la dignidad, en una reivindicación del Valle de Liébana, en un recuerdo del abandono histórico en materia de comunicaciones y en un deseo colectivo de un futuro mejor para una comarca que “se marchita”.

Los reiterados incumplimientos en los proyectos de mejora anunciados y situaciones recientes como el último argallo que cortó los accesos en los días previos al arranque del Año Jubilar han colmado el vaso de la paciencia de los lebaniegos.

En la lectura del manifiesto

En la lectura del manifiesto (Foto: Vecinos por Liébana)

Este viernes se había convocado una manifestación –que ha contado con un minuto de silencio en homenaje a los fallecidos en el Desfiladero–, en cuyo génesis estaba Vecinos por Liébana, partido vecinal con representación municipal, pero que se ha convocado con vocación transversal: no hubo mensajes partidistas y más de medio centenar de organizaciones, empresas, asociaciones o partidos han mostrado su apoyo a un manifiesto en el que exigían la mejora de las comunicaciones.

“Hemos visto como nuestros mayores nos abandonaban, como nuestros jóvenes tenían que irse para buscar fuera una vida mejor” con el resultado de que “Liébana se marchita; lo hace lentamente y en silencio, como cualquier ser vivo que se apaga al final de sus días”, señalaban en el manifiesto, leído por Elías Hoyal, arcipreste de Liébana, elegido como persona de consenso.

 

Lamentan que “nuestro Valle no ofrece oportunidades, vivimos de un paisaje que es un privilegio, pero nunca nos hemos plantado para luchar por él”. “Nunca nos hemos unido para decidir nuestro futuro, para pelear por lo nuestro y frenar esa lenta muerte”, afirman.Para ellos, esta manifestación supone que “todo eso ha cambiado hoy” y que este “primer paso” les hace “mirar a vuestro alrededor y tomar conciencia de que juntos nada nos detendrá”.Han expresado su “confianza” en el sistema  y han reivindicado su “paciencia” y carácter demócrata, pero recuerdan que eso implica una “igualdad de oportunidades” para la que el mal estado del Desfiladero de la Hermida se ha convertido en un “obstáculo”.

Una carretera para que se marcharan las riquezas

Así, recuerdan que se trata de una carretera con tres siglos de historia cuyo trazado no se ha modificado nunca. “Por esta carretera marcharon las riquezas de Liébana. Se explotaron las minas de los Picos y se talaron bosques centenarios enteros para alimentar los hornos. Esta carretera sirvió para esquilmar a todo un Valle para enriquecer a 4; la historia de siempre”, sentencian.

Y evocan como “ya en democracia empezó ese juego político de promesas a cambio de votos”.

“Promesas incumplidas. Jugaron con nuestra buena fe y vimos como las piedras no dejaron de caer, llevándose por delante a amigos, a familiares…”, hasta entrado el siglo XXI, en el que “se eternizaba el mismo juego”.

“Pero por primera vez nos hemos plantado, nos hemos unido y… ¡Qué bien sienta amigos! Somos los dueños de nuestro destino; somos los que decidimos con nuestras acciones por donde queremos que discurra nuestro futuro. Los lebaniegos somos mayores de edad para decidir lo que es bueno y lo que es malo en nuestras vidas”, advierten.

La defensora del pueblo ya les ha dado la razón

Además, recuerda que la Defensora del Pueblo ya les dio la razón al constatar que las inversiones comprometidas, superiores a los 60 millones de euros, no se habían ejecutado y que legalmente debían llevarse a la práctica.

Por ello, tachaban de “desafortunado” que el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, anunciara días antes de la manifestación un nuevo proyecto, con el objetivo de “desinflar” la convocatoria.

“Es completamente inmoral realizar este anuncio como algo nuevo cuando la Defensora del Pueblo concluyó hace meses que quedaban pendientes de ejecutar 67,11 millones de partidas presupuestarias aprobadas, y a las que obliga la ley”, aseveran.

Partidos políticos han asumido sus reivindicaciones: Izquierda Unida ha llevado el asunto al Congreso de los Diputados y ha acudido a la marcha, al igual que miembros de Podemos —el diputado autonómico José Ramón Blanco y la diputada por Cantabria en el Congreso de los Diputados, Rosana Alonso–, y el PSOE ha emitido un comunicado de apoyo a la manifestación, además de acudir representantes de la dirección o del partido en sus municipios.

En cambio, las reivindicaciones con el apoyo de ningún Ayuntamiento o Mancomunidad de la zona: ningún alcalde (los hay de PP, PSOE o PRC) ha acudido, quedándose descolgados del manifiesto secundado por asociaciones, empresas y organizaciones de la comarca.

Mesas de movilidad

No es el único anuncio que se le ha atascado al ministro de Fomento: recientemente anunciaba también un plan para las cercanías en Cantabria.

Al respecto, las Mesas de Movilidad de Cantabria recuerdan que convocaron una mesa de trabajo para que los agentes sociales y sindicales expusieran sus propuestas sobre la mejora de las líneas de ferrocarril.

Y pese a haber tenido ellos la iniciativa, y a que el propio Ministerio de Fomento tiene un representante en esa mesa de trabajo, vieron “con gran perplejidad” que no se les invitara, ni siquiera informara previamente, de la convocatoria de ese acto.

En consecuencia, instan a De la Serna a que “corrija este desplante” y acuda al foro adecuado, el Grupo de Trabajo de la Red Ferroviaria, para que presente ahí su plan y lo someta a debate y discusión “con predisposición a asumir las propuestas e iniciativas que se propongan” para que no sea un plan “unilateral, partidista e impuesto desde Madrid”

Fuente: El Faradio

Foto portada: @Rabago_Liebana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close